9.1 C
Santa Comba
viernes, diciembre 9, 2022

El loro vasa (Coracopsis Vasa) y su frenética actividad sexual

– Xosé Manuel Lema –

El loro Vasa (Coracopsis Vasa) es una curiosa especie de ave psitaciforme nativa de Madagascar. Los únicos ejemplares que existen en Galicia, y de los pocos de España, viven en el aviario de Francisco Javier Rodríguez Penedo, en Gondomar.Tiene siete ejemplares. Miden unos 50 centímetros. Hay una especie similar pero más pequeña. Los “coracopsis nigra”.

Entrevista a Francisco Javier Rodríguez(minuto 71)

“No son pájaros demasiado vistosos porque son negros, pero a mí me apasionan. Son mis favoritos. De las 32 especies que tengo me quedo con estos” asegura el criador pontevedrés.

Y continúa con la exposición“Son asustadizos, nerviosos y extremadamente inquietos, pero son muy dóciles.Volando parecen aves de cetrería y andan como si fueran perdices, pero son loros”

Es una especie única que apenas está criando en Europa. Pero que no crien no significa que no disfruten de una intensa vida sexual. Todos los loros copulan por yuxtaposición de las cloacas. Los coracopsis vasa no. En época de celo sus órganos reproductores salen al exterior.

El protagonismo de las hembras de vasa

La gran protagonista es la hembra:”La hembra de loro vasa es la que estimula al macho. Le pide cópula incesantemente. Son muy agresivas en época de celo. Algunos machos escapan”.

El avicultora Tony Silva se dedicó a observarlos detenidamente y concluyó que se deberían meter varios ejemplares machos para acompañar a la hembra.Esta voracidad no es la única característica llamativa. El macho está dotado de un aparato reproductor “prominente” y otro detalle que destaca Penedo:”El macho penetra a la hembra y se quedan enganchados como los perros”.

Las cópula pueden durar 20 minutos(o más) y el avicultor de Gondomar tiene contabilizado unos 14 actos durante una tarde.”Copulan por gusto, no por criar. De hecho los ejemplares de Vasa son muy escasos. Se reproducen muy mal”.

Un cortejo espectacular

También es digno de destacar el cortejo:”Las hembras se ponen a bailar, cruzar los cuellos. Es todo un espectáculo”. Eso sí, “son muy escandalosas y chillan”.Los “coracopsis vasa” también se caracterizan por cambiar el color de su plumaje (de negro a marrón y gris) sin perder las plumas.

La ilusión de Rodríguez Penedo, y de los pocos criadores que hay en Europa de este especie, es poder criar algunos ejemplares. Y en esto trabaja este entusiasta de la cría en cautividad.

Vídeo- Francisco Javier Rodríguez en el congreso Aviornis 2018

Pódeche interesar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí
Captcha verification failed!
La puntuación de usuario de captcha falló. ¡por favor contáctenos!
Concello de Val do Dubra
spot_img

Síguenos

7,820FansMe gusta
1,661SeguidoresSeguir
1,790SeguidoresSeguir
509SuscriptoresSuscribirte

Últimos artigos